DÓNDE VER SECUOYAS EN CALIFORNIA

DÓNDE VER SECUOYAS EN CALIFORNIA

Poder visitar los bosques de coníferas de California y sus magníficas secuoyas milenarias era uno de nuestros sueños. Amamos la naturaleza y las montañas y, poco a poco, hemos aprendido a valorar la importancia biológica de un bosque templado y la diversidad de los áridos matorrales del Mediterraneo. Sin embargo, no podemos negar, que pocas cosas hay comparables a poder observar desde su base a las enormes secuoyas en California.

Por fin, en octubre de 2019 pudismos viajara a la Costa Oeste de Estados Unidos. Organizamos nuestra ruta de 12 días por California para poder recorrer una parte de la Sierra Nevada o The Sierra. Se utiliza su nombre en español pues fue descrita por primera vez por el sacerdote Pedro Font en 1776, durante la segunda expedición de Juan Bautista de Anza en la región. Esta cordillera mide más de 600 kilómetros de longitud que van desde el paso Fredonyer, al norte, y el Tehachapi al sur. Algunas de sus cimas superan los 4.000 metros de altitud y delimitan una auténtica frontera física con el interior del pais y el estado de Nevada.

Las primeras secuoyas las vimos en Big Trees State Park

Conseguimos una casa con un intercambio en Mamooth Lakes y pasamos allí varios días recorriendo la zona. A lo largo de esta cordillera hay diversos puntos de interés con grandes contrastes entre la zona húmeda de la vertiente occidental y la zona seca del lado oriental que mira al Valle de la Muerte. Hay varios puntos donde ver las enormes secuoyas en California: (más…)

BODIE: CUENTOS DEL LEJANO OESTE

BODIE: CUENTOS DEL LEJANO OESTE

Cuando W.S. Bodey llegó a Sierra Nevada en 1859, procedente de Poughkeepsie (Nueva York), sólo era uno más de los miles de aventureros y buscavidas que habían llegado a California desde el inicio de la Fiebre del Oro iniciada exactamente diez años antes. A diferencia de otros muchos, Bodey tuvo, en apariencia, un golpe de suerte, al hallar un filón de oro en las crestas que se levantan al norte del Lago Mono. Sin embargo, como el Rey Midas, su aparente suerte pronto se trocó en desgracia cuando una ventisca de nieve acabó allí mismo con su vida.

Bonie se levanta sobre un páramo perforado por las minas de oro

No fue hasta veinte años después cuando su cuerpo fue recuperado. Por entonces, en aquel mismo lugar, el oro había empezado a atraer a una multitud que había fundado una ciudad que llevaba el nombre de aquel pionero -ligeramente transformado, como “Bodie”-, cuyos huesos daban testimonio de la suerte que había corrido. Sus huesos fueron enterrados en algún lugar de la colina que había sido convertida en cementerio. (más…)

¿POR QUÉ OS GUSTA VIAJAR? LA FIESTA DE SAN MIGUEL

¿POR QUÉ OS GUSTA VIAJAR? LA FIESTA DE SAN MIGUEL

En nuestra segunda jornada en la Green Meadow Waldorf School de Nueva York, teníamos previsto iniciar la mañana con la lección de Historia en 7º Grado. Pero, una vez en la escuela, nos encontramos con que 6º, 7º y 8º grados tienen un ensayo en el patio para la fiesta de San Miguel, prevista para ese mismo viernes. Rápidamente, los tres grupos se distribuyen en la explanada que da acceso al recinto de la escuela. Moverse de una actividad a otra, viajar, es habitual en estas escuelas.

Los de 8º Grado, dirigidos por su tutora y la maestra de Música, se distribuyen por la escalera de acceso, sentados, con los instrumentos de percusión: tambores, timbales, triángulos, xilófonos, triángulos… incluso con un gran gong. Mientras, dirigidos por su tutora y por el maestro de Movimiento, los de 7º Grado se ubican en semicírculo, en la explanada, cada uno con un tubo de bronce en la mano de un metro de longitud, preparados para interpretar una coreografía. Y, a un lado, siguiendo las instrucciones de su tutora, los de 6º Grado se esconden en el interior del cuerpo de un gran dragón hecho de cartón y tela. (más…)

WALDORF SAN CRISTÓBAL: TRAS LA ESPADA DEL ARCÁNGEL

WALDORF SAN CRISTÓBAL: TRAS LA ESPADA DEL ARCÁNGEL

San Cristóbal de las Casas es una ciudad de abolengo: sus calles empedradas, sus casas señoriales y sus iglesias de colores del s. XVIII testimonian su historia. A las afueras de la ciudad, entre bosques y casas despedigadas, se encuentra la Escuela Waldorf San Cristóbal.

Iglesia de Guadalupe en San Cristóbal

Pero, además, la ciudad conserva vivo el espíritu de la comunidad indígena cuyas raíces se hunden en los tiempos inmemoriales de Chiapas. Paseando por sus calles es normal cruzarse con miembros de dicha comunidad, fáciles de distinguir por su vestir o por su lengua. (más…)

CIUDAD DE MÉXICO Y EL LEGADO DE LOS MEXICAS

CIUDAD DE MÉXICO Y EL LEGADO DE LOS MEXICAS

Según la leyenda, cuando en su migración el pueblo mexica llegó junto al lago Texcoco, uno de sus sacerdotes les recordó el anunció del dios Huitzilopochtli por el cual habían iniciado su peregrinación por aquellas tierras, según el cual fundarían su reino allá donde encontrasen un águila devorando una serpiente sobre un nopal. La visión del águila se produjo sobre un islote en medio del lago y allí fundaron, pues, Tenochtitlán en el año 1325.

El águila sobre el nopal con la serpiente

Durante los siguientes casi doscientos años, los mexicas forjaron su civilización, basada en un ingenioso sistema de cultivos de regadío que se extendió sobre el lago: las chinampas. Expandieron un poder avasallador que les permitió forjar un admirable imperio que controlaba con mano firme tanto la región como las adyacentes. (más…)

ESCUELA PAPALOTES: UNA COMUNIDAD VIVA E ILUSIONADA

ESCUELA PAPALOTES: UNA COMUNIDAD VIVA E ILUSIONADA

Puerto Escondido es una pequeña ciudad del sur de México, en la costa del océano Pacífico. Sin mucha historia, pero con bellas playas y olas de ensueño que atraen a turistas románticos y fanáticos del surf. El entramado de la ciudad, aún a medio hacer, está repleto de restaurantes y hoteles para atender las oleadas de visitantes que invaden la ciudad en los periodos vacacionales. Entre ola y ola, Puerto Escondido permanece tranquilo y risueño, sin más preocupaciones para sus vecinos que las tormentas tropicales o la protección de las tortugas que anidan en sus costas. Nosotros hemos venido para conocer la Escuela Papalotes.

Puesta de sol en una de las playas de Puerto Escondido

A nosotros nos ha traído hasta aquí una escuelita incipiente: Papalotes. La puso en marcha hace siete años un grupo de familias, en su mayoría turistas extranjeros que quedaron prendados de este lugar en alguna visita aparentemente efímera y que decidieron instalarse aquí y educar a sus hijos en este rincón singular de la geografía mexicana. Preocupados por las necesidades de sus hijos e hijas y desconfiados respecto a las posibilidades de que fueran debidamente atendidas por el sistema educativo público de México, buscaron una maestra dispuesta a desarrollar un proyecto educativo alternativo inspirado en la pedagogía Waldorf. (más…)

Pin It on Pinterest