Notice: Undefined index: blogger in /var/www/vhosts/nosaltres4viatgem.es/httpdocs/wp-content/themes/Divi-child/functions.php on line 25
EN CASA | Nosaltres4Viatgem
15 RAZONES PARA VENIR A ALICANTE EN PRIMAVERA

15 RAZONES PARA VENIR A ALICANTE EN PRIMAVERA

Nos gusta nuestra tierra. Dicen que es “la millor terreta del món”. No sé si lo es, pero desde luego, tiene muchos puntos para salir en la lista de las “top 10”. Alicante, y especialmente Benidorm, supusieron el descubrimiento del turismo playero en nuestro país. Nuestra costa, desde ese momento y con el empujón del “1-2-3, responda otra vez” (gracias a su premio gordo: los apartamentos en Torrevieja) ¿os acordáis?, se convirtió en uno de los destinos turísticos por escelencia para españoles y europeos. Sin embargo, a nosotros nuestra terreta nos gusta sobre todo en primavera. En primavera, en otoño y también en invierno. Y nos gusta, nos solo por sus playas -que también- sino por muchas cosas más.

?????????????

El Castillo de Santa Bárbara en a ciudad de Alicante

1. Conocer la ciudad de Alicante. 

Alicante no es muy amada por los alicantinos que siempre la comparamos con otras ciudades con más solera y más encantos. Sin embargo, hay algunos elementos que la hacen única. Nos encanta subir al castillo de Santa Bárbara, recorrer el barrio antiguo y observar el mar desde lo alto. Visitar el MARQ o Museo Arqueológico cuya colección que abarca nuestra historia desde hace más de 20 siglos es un reclamo para adultos y para niños.

La costa de nuestra capital

La costa de nuestra capital desde el castillo

2. Visitar sin achicharrarte nuestras ruínas arqueológicas.

En la Illeta en El Campello y en Alicante las de Lucentum y Monte Tosal los restos arqueológicos son un tesoro para nosotros y para todo el que se anima a investigar en nuestro pasado.

Ruínas de la ciudad de Lucentum

Ruínas de la ciudad de Lucentum

3. Disfrutar de nuestras playas de arena cuando aún no hay nadie.

Los cielos son ahora limpios y claros, el azul del mar es intensísimo, las playas están vacías, el agua está aún fría -pero perfecta en otoño-, es fácil encontrar sitio para aparcar y para comer en los restaurantes.

Las playas de arena de El Campello

Las playas de arena de El Campello

4. Descubrir las playas y calas más escondidas de cantos de piedra.

Hay muchos rincones que han conseguido rehuir el urbanismo despiadado de las últimas décadas. Pregunta a la gente de aquí y busca esos enclaves alejados del turismo de masas en los que nos escondemos los que vivimos aquí.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

La playa del Torreón cerca de Villajoyosa

5. Asomarte a nuestros cabos con sus increíbles pendientes.

El Cabo de la Nao es el capitán de este buque que es nuestra provincia que penetra en el Mediterráneo. Le siguen el Cabo de San Antonio, el Cap d’Or, el Cabo de Santa Pola y, por supuesto, el Penyal d’Ifach.

ALFAÇ DEL PI 2

Paseando hacia el Faro del Albir desde Alfaç del Pí

6. Visitar las Salinas de Santa Pola y el Museo de la Sal.

Este pequeño museo nos permite conocer las virtudes de la sal y el avance que supuso para la conservación de alimentos en el pasado y en el presente. El negocio de la sal fue una riqueza económica para la región y continúa siendo un recurso imprescindible para todos.

7. Navegar hasta la Isla de Tabarca.

Observar los fondos marinos, tomar el sol, recorrer la isla y tomar un caldero mientras aprendes sobre la historia de esta isla que cuenta con otros pequeños islotes y todavía muestra su antigua fortificación.

Navegando hacia la Isla de Tabarca

Navegando hacia la Isla de Tabarca

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Fondos en la Isla de Tabarca

8. Hacer senderismo por las sierras de la provincia alcanzando cualquiera de sus cumbres.

Alicante destaca por su orografía pues es un territorio plegado intensamente. Nuestra cima es la Sierra de Aitana con sus 1.558 m de altitud a pesar de estar muy cerca del mar. Nuestros “monte Olimpo” es el Puig Campana con 1.406 m. El Montcabrer, la Sierra de Bernia, el Cabeço d’Or, el Maigmó, el Cid, el Benicadell, la Sierra de Mariola, el Menejador y la Font Roja. Pero son muchas más… Son cimas exigentes que sorprenden a cualquiera que intente coronarlas y, siempre, ofrecen recompensas espectaculares. Y algunas esconden tesores como las Cuevas de Canelobre en Busot…

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Hacia el fuerte de la Sierra de Bernia

MONTCABRER 3

Sierra de Mariola y cara norte del Montcabrer

9. Descubrir los valles del norte y sus historias de piratas y moriscos.

Las lluvias son más frecuentes en la zona norte de la provincia y el clima es casi subtropical. Las carreteras caracolean en aquellos valles secretos con castillos donde los moriscos tejieron historias apasionantes y nos dejaron un entorno casi mágico entre campos de cerezos, algarrobos, almendros y frutales.

Desde Benimaurell las vista son espectaculares

Desde Benimaurell las vista son espectaculares

10. Adentrarte  en los estrechos barrancos donde fuentes y pozas sorprenden al paseante.

En medio de la aparente aridez se esconden lugares secretos y poco accesibles en los que florece la primavera más diversa de nuestro país. Alicante posee una flora diversa en la que las plantas, adaptadas a la aridez, han evolucionado para aprovechar los recursos disponibles con una variedad de especies única.

Los barrancos escondidos entre las áridas montañas

Los barrancos escondidos entre las áridas montañas

11. Visitar la Vila-Joiosa (Villajoyosa).

Por tener el nombre más bonito y que más nos inspira y por contar con un Museo del Chocolate sencillo pero entrañable. Disfrutar de su playa y de su gastronomía mientras los niños juegan sin peligro en la arena.

En la playa de la Vila-Joiosa

En la playa de la Vila-Joiosa

12. Acercarte a los pueblos del interior y alucinar con nuestros castillos.

Los castillo de Alicante marcan la frontera del antiguo Reino de Aragón cuando nuestro rey más emblemático, En Jaume I, reconquistaba estas tierras. Biar, Villena, Castalla, Sax y muchos otros son pueblos maravillosos en un entorno espectacular y una historia muy especial.

Desde el torreón del castillo de Biar

Desde el torreón del castillo de Biar

13. Conducirte hasta Jijona para visitar su Museo del Turrón y subir el puerto de la Carrasqueta.

Jijona, cuna del turrón, es también la puerta de entrada a la comarca del Comtat donde sus ciudades industriales cargadas de historia te harán sentir que necesitas mucho más tiempo para conocerlas mejor. Alcoi, Cocentaina, Muro y sus pueblos cercanos merecen unas vacaciones completas.

14. Visitar Ibi, la ciudad del juguete en L’Alcoià.

No olvides reservar un día para venir a Ibi -la ciudad de mi infancia- donde, entre otras muchas cosas, te espera el Museo del Juguete y el Museo de la Biodiversidad. Ambos te sorprenderán. Para mi, el segundo es además como un hijo. Aunque allí no lo sepan y no aparezcamos en ningún sitio, participé hace ya unos cuantos años -junto a otros compañeros del Departamento de Ciencias Ambientales de la Universidad de Alicante- a diseñar los paneles y dioramas de una primera exposición que posteriormente se transformaría en el actual museo que hoy os enseñará a conocer, de primera mano, qué supone el tráfico ilegal de especies y la importancia de tomar conciencia del valor de la biodiversidad. En el blog de “Con los niños en la mochila” os cuentan muchas cosas más.IMG_4244

Museo de Juguete en Ibi

Museo de Juguete en Ibi

15. Déjate sorprender y ven a descubrir con tu propia experiencia.

Y la última, pero no menos importante, por el placer de descubrir que siempre, cualquier lugar del mundo, es mucho más de lo que dicen las guías de viajes. Déjate llevar, conduce por carreteras estrechas y atrévete a investigar.

La primavera florece aprovechando las escasas lluvias de la estación

La primavera florece aprovechando las escasas lluvias de la estación

Nos hemos dejado muchos lugares que aún no conocemos o que conocemos poco, como Elche o Pinoso, por ejemplo, porque aún tenemos muchas asignaturas pendientes. Prometemos emplearnos a fondo para seguir disfrutando de “la millor terreta del món”. ¿Tú qué más nos recomiendas?

Interior de las Cuevas de Canelobre cerca de Busot

Interior de las Cuevas de Canelobre cerca de Busot

¿QUÉ ES EL ÁRTICO?

¿QUÉ ES EL ÁRTICO?

Desde antaño los viajeros y geógrafos fueron definiendo los límites de los territorios en los que habitaban o en los que se aventuraban como exploradores. Poco a poco, gracias a su gran capacidad de observación y a su gran curiosidad, fueron atando cabos y explicando fenómenos que ocurrían en el planeta y que mostraban aspectos comunes y repetitivos, incluso estando alejados en su posición en el globo. Así surgió la definición de los diversos biomas, tan característicos y conocidos por nosotros: el trópico, la sabana, los desiertos, el clima mediterraneo, los bosques templados, la taiga y la tundra… Estos últimos ecosistemas están asociados a los territorios cercanos al Ártico y a la Antàrtida. Pero… ¿qué es el Ártico?

En Santa’s Village hay un punto de información sobre las actividades que puedes hacer en el Ártico

El Círculo Polar Ártico corresponde con el paralelo situado a 66º 32′ al norte del Ecuador. Su hermano gemelo es el Círculo Polar Antártico situado en la misma latitud pero al sur del Ecuador. El Círculo Polar Ártico se considera habitualmente como el límite más meridional del Ártico. Se sitúa en esta latitud porque es el punto a partir del cual el sol no se pone al menos un día al año y permanece oculto tras el horizonte, al menos, otro día al año.

En Santa’s Village una línea de farolas marca el paso del Círculo Polar ya que la nieve cubre la línea dibujada en el suelo

Detalle de la marca del Círculo Polar Ártico (Rovaniemi, 2016)

Rovaniemi, la conocida ciudad donde vive Papa Noel, se sitúa justo sobre este paralelo. A partir de ahí, según viajamos hacia el norte, los días en los que no amanece en invierno -aunque puede haber algo de claridad en el cielo- van aumentando y, en verano, ocurre lo mismo con los días que no se pone el sol y, simplemente, se “arrastra” sobre el horizonte.

En el Museo Articum de Rovaniemi aprenderéis muchas cosas cobre el Ártico

Pero la definición del Ártico puede variar mucho en función del criterio utilizado. Para los botánicos, es el territorio en el que no crecen árboles. Por tanto es una línea que marca el territorio a partir del cual la taiga deja paso a la tundra. La tundra aparece más al norte del Círculo Polar Ártico y es una linea sinuosa que depende de aspectos geográficos como la cercanía al mar de un territorio, por ejemplo. La tundra es un tipo de ecosistema caracterizado por la ausencia de vegetación arbórea y por la presencia dominante de arbustos, herbáceas, líquenes y musgos.

La taiga, o bosques de coníferas, dejan paso a la tundra en el Ártico

Si definimos el Ártico en base a las condiciones climáticas, su límite no coincide tampoco con el del Círculo Polar Ártico. De acuerdo a las mediciones climáticas, se ha establecido que el territorio ártico -y antártico- corresponde al área de los casquetes en la que la temperatura media del mes más cálido del año no supera los +10 ºC ¡vaya promedio más helador!

Otra manera de definir el Ártico tiene en cuenta la superficie del terreno formada por permafrost. El permafrost es la capa de suelo que permanece congelada a lo largo de todo el año. El permafrost cubre una cuarta parta de las superficies emergidas en la tierra y, una gran parte están en el Ártico.

En Rovaniemi, los bloques de hielo sirven para decorar la ciudad gracias a las bajas temperaturas

En relación con la extensión del hielo que cubre el mar y el océano a lo largo del año, se ha comprobado que la capa de hielo más extensa solía producirse en el Ártico en el mes de Febrero. Es en el mes de septiembre cuando la capa de hielo ártico que forma el casquete situado al norte del planeta Tierra solía tener su menor extensión. Pero la cubierta de hielo depende y determina las corrientes marinas y, en la actualidad, como todos sabéis, el cambio climático global que se está produciendo por el incremento del efecto invernadero está reduciendo a mínimos históricos la extensión de esta capa de hielo.

La superficie de hielo que cubría el Ártico desciende alarmantemente (Museo Articum, 2017)

La Antártida y el Ártico son territorios míticos que han llenado nuestro imaginario de increíbles aventuras de exploradores inolvidables. Roald Amundsen, Robert F. Scott, Ernest Shackleton, Rychard E. Bird… Por desgracia, estas historias están a punto de quedar relegadas a leyendas que nunca olvidaremos pero que pronto pertenecerán a viajes sin retorno que van desapareciendo con cada fragmento de hielo que se derrite y disuelve en las aguas de los océanos ártico y antártico… Experiencias únicas que serán irrepetibles si el rumbo tomado por la humanidad no se modifica -y parece que no va a ser así- hacia un modelo de desarrollo más sostenible y con menos emisiones a la atmósfera de gases de efecto invernadero.

Panel informativo sobre el Ártico en el aeropuerto de Rovaniemi (Finlandia, 2017)

Necesitamos un cambio global, pero en una dirección muy diferente que permita un modo de vida digno para todos y sostenible para nuestro planeta. En muchos de los pequeños gestos que hacemos cada día está nuestra responsabilidad pero, además, necesitamos gestores responsables que tomen decisiones valientes y adecuadas. Ojalá ocurra y el Ártico -y la Antártida- permanezcan pues son lugares únicos y muy necesarios para la Tierra. Si no es así, sólo podremos explicar a las futuras generaciones qué fue el ártico, pero no podrán experimentarlo por ellos mismos como hemos hecho nosotros esta pasada Navidad en Finlandia.

Galería del Museo Árticum en Rovaniemi (Finlandia, 2017)

HACER VELAS CON CERA DE ABEJA ECOLÓGICA

HACER VELAS CON CERA DE ABEJA ECOLÓGICA

Decorar nuestra casa en estas fechas con adornos navideños es algo que casi todos hacemos. En mayor o menor medida a todos nos atrapa el espíritu navideño. En casa, y con esa tendencia que nos lleva a intentar hacer las cosas por nosotros mismos, este año nos hemos puesto a hacer velas con cera de abeja biológica. Un producto natural, tan especial y único que estimula nuestros sentidos. Al tacto es maleable y suave, su color varía en tonalidades cálidas diversas y su olor es sensual. En las escuelas Waldorf se utilizan velas de cera de abeja y nosotros mismos las elaboramos, por eso en este post os voy a explicar cómo hacerlo. Es una actividad perfecta para hacer con los niños, sólo hace falta una mínima supervisión.

La cera de las abejas, según hemos leído en diversas webs, tiene múltiples propiedades. Es rica en vitamina A por lo que es un buen antioxidante. Es cicatrizante y antiinflamatoria. Se utiliza en multitud de productos de belleza natural, para hacer mascarillas para el cabello, cremas y protectores labiales, por ejemplo. Para el cuidado de la boca se ha utilizado desde antiguo la cera de abejas tomando un trozo directamente del panal y masticandolo como si fuera una goma de mascar. Ayuda a curar úlceras de la boca y la gingivitis. Estamos hablando de la cera de abejas.

La composición de la cera de abeja es tan compleja que no se han identificado todos sus componentes. Es un tipo de lípido llamado éster. Su obtención a partir de la miel o de los panales es un trabajo meticuloso y que debe ser respetuoso con la naturaleza por lo que su precio en el mercado es variable y siempre ajustado a su valor como producto biológico y natural.

Láminas de cera de abeja y cordón de algodón

Láminas de cera de abeja y cordón de algodón

Las velas que utilizamos habitualmente están hechas con parafina que es un derivado del petróleo que se blanquea con bencenos y, por ello, en su combustión, producen residuos indeseables. Anteriormente se utilizaban grasas o sebos de animales como el cerdo o las ballenas. Los cachalotes fueron perseguidos durante siglos para conseguir el preciado espermaceti situado en su cabeza. La cera de abejas es un material mucho más interesante e inocuo. El color de la cera de abejas varía desde el blanco al ámbar. Según hemos leído tienen más propiedades cuanto más intenso sea su color. Las velas de cera natural desprenden un dulce aroma a miel y producen iones negativos que limpian el aire de impurezas.

EL cordón se empapa en cera derretida para que se queme lentamente

EL cordón se empapa en cera derretida para que se queme lentamente

En la Escuela Waldorf de primaria de Alicante solemos fabricar nosotros mismos las velas a partir de láminas de cera de abeja ecológica que adquirimos a productores locales. Están libres de pesticidas y cualquier producto sintético. Hoy os cuento cómo hacer estas bonitas velas para que esta Navidad decoréis vuestra casa con las velas hechas por vosotros mismos y vuestros peques. ¡os va a encantar!

Cortamos las láminas en diversas formas y enrollamos alrededor del cordón

Cortamos las láminas en diversas formas y enrollamos alrededor del cordón

¿QUÉ NECESITAS?

  1. Láminas de cera de abeja natural.
  2. Cordón de algodón natural.
  3. Un cacillo donde derretir un poco de cera.
  4. Para decorar se puede utilizar ceras de abejas para modelar de colores.

¿CÓMO SE HACE?

Toma las láminas de cera y córtalas en bandas de la altura que desees. También puedes hacer trozos triangulares con un ángulo recto para hacer velas en espiral.

Moja el cordón de algodón en la cera derretida. Los cordones han de ser un par de centímetros más largos que la altura de la lámina de cera que vamos a enrrollar. Esta operación no deben hacerla los niños pues se podrían quemar.

Situa el cordón en un lateral de la lámina y pégalo cuidadosamente. Empieza a enrollar la lámina de cera presionando para que no quede aire en su interior (cuanto más aire, más rápido se consumirá la vela).  Si hace mucho frío, ten cuidado al enrollarlas porque se pueden quebrar. Mejor que el ambiente esté a una temperatura agradable o calienta la cera con tus manos un poquito mientras vas enrollando.velas cera abejas 4

Fíjate que al enrollar los bordes no se desajusten. Si quieres una vela más grueda puedes añadir varias láminas. Queda muy bonito añadir una lámina más estrecha alrededor. Puedes jugar con diversas formas y experimentar.

Para decorar las velas puedes usar pequeños trocitos de cera o tiras enrolladas. También hay ceras con colores que se tiñen con productos naturales y resulta muy divertido para los más pequeños a la hora de diseñar sus propios dibujos sobre las velas.

Resultado preparado para la venta o para regalar

Resultado preparado para la venta en la tienda de la escuela

Si te interesa hacer esta actividad puedes obtener el material en estas páginas de internet: VELAS ADARVES i GRAN VELADA. O bien contacta con un productor de tu zona. ¡Verás que chula va a quedar vuestra mesa esta Navidad!

EL CABO DE LAS HUERTAS: UN SENDERO URBANO JUNTO AL MAR

EL CABO DE LAS HUERTAS: UN SENDERO URBANO JUNTO AL MAR

El Cabo de las Huertas o Cap de l’Horta es un punto geográfico destacado en el municipio de Alicante. Aunque la urbanización costera no ha respetado ni el sentido común ni la ley de protección de costas, todavía conserva su belleza. Podemos recorrer el cabo siguiendo un sendero urbano junto al mar que discurre casi siempre junto a casas particulares pero en el que también descubriremos bellos espacios “casi salvajes”: pequeñas calas, piscinas naturales, dunas fósiles y restos arqueológicos reseñables.

Inicio del recorrido junto a la Playa de la Albufereta (Alicante, 2016)

Inicio del recorrido junto a la Playa de la Albufereta (Alicante, 2016)

La urbanización masiva de las costas alicantinas desde los años 70 del pasado siglo llevó a la desaparición de la mayor parte de los espacios naturales cercanos al mar. Aún podemos encontrar algunas zonas de dunas como en la Marina de Guardamar o zonas de acantilados libres de edificios como ocurre en algunos tramos entre El Campello y Villajoyosa. Hay algunas calas pedregosas libres de edificios y zonas rocosas de gran belleza. Sin embargo, lo normal es observar un muro de hormigón que se eleva en bloques de grandes edificios apiñados junto a la línea de costa.

Para iniciar la excursión nos desplazaremos hasta el punto de encuentro en el TRAM (lineas L1, L2, L3 o L4) que nos lleva a la parada de La isleta o La Illeta. Llegamos a la playa de la Albufereta que en esta época del año suele estar casi vacía, solo algunas personas pasean o descansan en la arena. El sendero se inicia en la pasarela de madera que está situada en el lado norte de la playa.

Restos de las zonas de cría de peces excavadas por los romanos (Alicante, 2016)

Restos de las zonas de cría de peces excavadas por los romanos (Alicante, 2016)

La playa de la Albufereta está vacía en estos meses del año (Alicante, 2016)

La playa de la Albufereta está vacía en estos meses del año (Alicante, 2016)

Encontraréis diversos paneles informativos. No debéis pasar sin deteneros a observar las zonas de extracción de piedra, pequeñas canteras de autoconsumo de algunas familias. También descubriréis los viveros excavados hace siglos por los pobladores romanos para ser utilizadas como piscifactorias o zonas para mantener vivos los peces pescados en el mar (su aspecto actual no corresponde al original pues se utilizaron después como cantera). Estos viveros eran un símbolo de ostentación que sólo algunas familias podían poseer y que les permitía celebrar cenas junto al mar ofreciendo pescado fresco a sus invitados tal y como se ha documentado en diversos escritos de la época. Muy cerca de aquí se sitúan los restos arqueológicos de la ciudad romana de Lucentum que bien vale la pena visitar con los peques en otro momento.

Los cielos luminosos tras las lluvias de otoño nos regalan imágenes preciosas (Alicante, 2016)

Los cielos luminosos tras las lluvias de otoño nos regalan imágenes preciosas (Alicante, 2016)

El sendero recorre zonas muy urbanizadas (Alicante, 2016)

El sendero recorre zonas muy urbanizadas (Alicante, 2016)

El recorrido trascurre junto al Club Náutico Costa Blanca y después pasa por diversas calas: Cala dels Jueus, Cala de Cantanars y la Cala de la Palmera. Las planicies rocosas erosionadas por el mar dejan huecos y pequeñas piscinas naturales ideales para el baño en épocas del año más calurosas. Las paredes tienen formas espectaculares y el mar bate la costa incansable esculpiendo extrañas imágenes.

En las calas se acumulan los restos de Posidonia que protegen el litoral (Alicante, 2016)

En las calas se acumulan los restos de Posidonia que protegen el litoral (Alicante, 2016)

Esta zona de la ruta es lugar habitual para el nudismo. En verano son muchas las personas que aprovechan este enclave para hacer nudismo y también es fácil encontrar bañistas en los días soleados de cualquier época del año que gustan de tomar el sol. Está bien avisaros para que no os llevéis sorpresas.

En la zona más cercana al cabo paseamos entre dunas fósiles (Alicante, 2016)

En la zona más cercana al cabo paseamos entre dunas fósiles (Alicante, 2016)

La flora de este paraje es especialmente vulnerable (Alicante, 2016)

La flora de este paraje es especialmente vulnerable (Alicante, 2016)

Llegamos paseando hasta el faro y podemos detenernos a almorzar y jugar en la zona mientras contemplamos el mar y disfrutamos del batir de las olas. En otoño e invierno los días pueden ser nubosos pero habitualmente son bastante soleados. En cualquier caso, os encantará el paisaje y la amplitud del horizonte que se ofrece desde este punto. Este faro fue construído en el lugar en el que antaño se alzaba una torre vigía como las que encontramos en otros puntos del litoral: la torre de l’Alcodre.

En el extremo del Cabo de las Huertas está el faro (Alicante, 2016)

En el extremo del Cabo de las Huertas está el faro (Alicante, 2016)

Desde allí, en los días de cielos limpios, divisamos las bellas sierras del norte de nuestra provincia. La isla de Benidorm y la Serra Gelada, la Serra de Bèrnia, el Puig Campana, las cumbres de Aitana, el Cabeço d’Or… La dureza variable de los materiales de la costa ha creado este paisaje de espigones naturales que como grandes dientes se introducen en el mar. La erosión de las paredes junto con la cristalización de las sales marinas crea formas curiosas. Aprender a leer el paisaje e interpretar qué ocurrió en el pasado es un ejercicio entretenido que desarrolla nuestra capacidad de observación y deducción.  Y… si observáis con atención… podéis encontrar fósiles escondidos entre las rocas. Si queréis más información, podéis consultar este folleto tan interesante elaborado por la Universidad de Alicante para la Geoyincana.

Las vistas de la playa de Muchavista y las sierras cercanas desde el cabo (Alicante, 2016)

Las vistas de la playa de Muchavista y las sierras cercanas desde el cabo (Alicante, 2016)

Y así llegamos hasta la playa de Muchavista que con sus más de 6 km de longitud acoge a lo largo del año a multitud de visitantes. Una vez allí, no hay mejor plan que buscar un sitio en la arena y dejar que los niños jueguen mientras nosotros descansamos relajadamente. Para regresar a casa o a la playa de la Albufereta podemos dirigirnos a la Avenida Costa Blanca para tomar la Línea L4 del TRAM en alguna de sus paradas o bien seguir caminando por la playa, hasta la parada del TRAM “Costa Blanca” (Líneas L1 y L3).

En la playa encontramos zonas deportivas, de juegos y de servicios (Alicante, 2016)

En la playa encontramos zonas deportivas, de juegos y de servicios (Alicante, 2016)

DATOS PRÁCTICOS

La dificultad del recorrido es baja con una longitud total de unos 7 km desde la parada del TRAM de “La Isleta” hasta la de “Costa Blanca”.

Siempre es recomendable llevar agua y un buen almuerzo, también protección solar y gorra.

El servicio de tranvías es muy cómodo y frecuente. Puedes consultar los horarios aquí.

Recuerda no dejar ningún tipo de desperdicios. Los ecosistemas costeros son muy sensibles y la basura, sobre todo los plásticos, son muy dañinos con los organismos y tardan muchos años en degradarse.

Recorrido por el sendero costero

Recorrido de 7 km por el sendero costero

Esperamos que decidáis disfrutar en algún momento de este bello sendero urbano junto al mar. Es triste observar en algunos puntos la barbarie de la construcción invasiba de hace años pero aún es posible admirar el paisaje del Cabo de las Huertas o Cap de l’Horta. Esperemos que en el futuro, sólo hayan acciones que permitan mejorar su conservación.

DIEZ VIAJES A TRAVÉS DE DIEZ CUENTOS

DIEZ VIAJES A TRAVÉS DE DIEZ CUENTOS

Siempre es un buen momento para regalar un libro pero, sin duda, nos acercamos a un momento perfecto. Se acerca la Navidad y todos pensamos en tener detalles con nuestros seres queridos y en escribir la carta a los Reyes Magos o esperar la llegada de Papá Noel. Nuestra biblioteca está llena de cuentos y nos ha apetecido seleccionar y daros a conocer aquellos que nos ayudan a viajar a través de sus historias a diversos lugares del mundo. Aquí os dejamos diez viajes a través de diez cuentos. Esperamos que sean inspiradores.

Hemos elegido estos cuentos por sus historias pero también por sus ilustraciones. Bellas creaciones para regalar a nuestros hijos y sobrinos, pequeños amigos y también adultos. Porque estos cuentos no son solo para niños. Los libros no tienen edad, en cada edad tienen diferentes lecturas. Cada uno de nosotros podemos gozar con estas historias y aprender con ellas. Valores y tradiciones, cultura y naturaleza, tantos legados recogidos en estas breves historias .

MIS CUENTOS AFRICANOS
cuentos africanos biblioteca

“Mis cuentos africanos” de Nelson Mandela

Esta recopilación de cuentos nos lleva de viaje por las diversas culturas africanas, sus  mitos y leyendas, la increíble diversidad de sus selvas y sabanas. Una preciosa recopilación que nos llega de la mano de Nelson Mandela. Un gran regalo para toda la familia con el que conocer diversos grupos étnicos del gran continente africano y otras maneras de entender el mundo.

LA OVEJA DE PABLITO
xai pau biblioteca

“La oveja de Pablo” de Elsa Beskow

Los libros de Elsa Beskow son de tal belleza que es difícil elegir uno porque todos te llevan a un espacio de emociones cercano a la naturaleza y a la esencia de la vida. Con este libro viajaremos a una granja sueca y aprenderemos un poco más sobre el verdadero valor de las cosas, la importancia de los oficios, de ayudarnos unos a otros y de conocer de dónde vienen las cosas que utilizamos. Sin duda, la mejor manera de aprenderlo es hacerlo nosotros mismos.

EL HUEVO DEL SOL

huevo sol biblioteca

“El huevo del Sol” de Elsa Beskow

Cuando el invierno cubre de nieve los bosques escandinavos, más al sur aún luce el sol y los árboles se llenan de dulces frutos. Con esta historia disfrutaremos de un cuento de hadas y duendes en el que viajaremos desde el norte de Europa al Mediterráneo. Desde los bosques fríos hasta los campos de naranjos. Una dulce aventura de un hada y sus encantadores amigos con la que aprenderemos un poco más de los ritmos de la naturaleza.

LOS NÁUFRAGOS DE TONGA
naufragos tonga biblioteca

“Los náufragos de Tonga” de Ana García-Castellano y Alicia Borges

Este libro es más que un libro, es el resultado de un delicioso proyecto que llevan entre manos la familia Esto no es una escuela. A través de sus sueños y deseos se han embarcado en un viaje a través del cual han hecho posible la edición de este cuento. Todos necesitamos amor y el apoyo de nuestros seres queridos… Como dice su epílogo “lo único que de verdad necesitamos para vivir, y no meramente sobrevivir, es alqguien que nos abrace, alguien con quien cantar. Alguien que sea como volver a casa“. Viajemos con ellos a este archipiélago del Pacífico también llamado Islas de los Amigos.

MITOS GRIEGOS PARA NIÑOS
mitos griegos biblioteca

“Mitos griegos para niños” de Ed. Usborne

Las preguntas que desde siempre se ha planteado el ser humano fueron respondidas hace siglos por nuestros antecesores griegos a travès de sus mitos. Estos mitos constituyen gran parte de nuestro acervo cultural pero muchas veces sabemos poco de ellos. En este libro se recogen las famosas historias de la mitología griega de manera accesible para todos. Hércules, Ariadna, Perseo, Eros, Atenea, Odiseo… nos ayudaran a conocer más sobre nosotros mismos.

EL GRAN VIAJE DE DARWIN
viaje darwin biblioteca

“El gran viaje de Darwin” de Mick Manning y Brita Granström

Un gran viaje. Una vuelta al mundo. Un sueño que quizá nunca realicemos pero que visualizamos a través de los grandes viajeros que hace siglos circunvalaron por primera vez el globo. Darwin y el capitán Fitz Roy están siempre en nuestros referentes viajeros. Una historia de aventuras que cambió para siempre la concepción que el ser humano tenía sobre sí mismo y sobre el mundo natural. Esta edición permite acercarnos un poco más a la biografía de este gran naturalista y nos lleva de viaje hasta Chile o las Islas Galápagos, entre otros lugares.

EL OSO QUE AMABA LOS LIBROS
oso amaba libros biblioteca

“El oso que amaba los libros” de Dennis Haseley y Jim LaMarche

La magia de escuchar un cuento. Sentirnos atraídos por la belleza de una narración. Leer es increíble pero escuchar a un narrador puede ser aún mejor. Este cuento nos lleva a los bosques templados de un lugar del mundo en el que los osos aún pueden vivir tranquilos. Nos habla de historias que se transmiten a través de la lectura. Preservar ese ritual y contar cuentos a nuestros hijos. El hecho de leer, el gozo de escuchar. El valor de los libros.

SHEN SHAN ¿DÓNDE ESTÁ LITXI?
shen shan biblioteca1

“Shen Shan ¿Dónde está Litxi?” de Didier Levy y Fabien Laurent

Shen Shan es un niño curioso al que acompañaremos en un arriesgado viaje a travès de los pueblos y ciudades de la antigua China. Animales extraños y misteriosos, máscaras y barcos, acertijos que tendremos que ayudar a descifrar. Te animas a viajar con Shen Shan hasta la misteriosa montaña? Una trepidante y original aventura a través de extraños y misteriosos personajes. Una colección de libros que os encantará.

LA GRAN OLA
gran ola biblioteca

“La gran ola” de Véronique Massenot y Bruno Pilorget

El deseo de tener un hijo y la reflexión sobre el verdadero sentido de la maternidad y la paternidad. A partir del famoso cuadro de la Gran Ola de Kanagawa de Katsushika Hokusai, los autores de este cuento -Véronique Massenot y Bruno Pilorget- construyen esta deliciosa historia que nos lleva hasta Japón y a sus paisajes, a sus tradiciones culturales. Volcanes, percas y dragones acompañan acompañan al pequeño protagonista en la búsqueda de sus “verdaderos padres”.

ANIMALES.  CUENTOS CHILENOS
animales chilenos biblioteca

“Animales. Cuentos chilenos” de Ana María Pavez y Constanza Recart

Esta recopilación de cuentos de Ana María Pavez y Constanza Recart nos aproxima al patrimonio cultural de los pueblos originarios de América. Un viaje por sus preciosos paisajes, una defensa de sus fauna salvaje y del modo de vida de aquellos pobladores. Lobos marinos, insectos, ñandús, colibrís, quiequinchos y otros muchos animales que descubrimos a través de la recuperación de estas antiguas leyendas.

Diez cuentos para hacer diez viajes, o cientos. Cada lectura es una aventura. Abrir nuestro imaginario para descubrir múltiples realidades y dedicar unos minutos para leer a nuestros hijos una bella historia. En diferentes idiomas, da igual. Escuchar la melodía de un cuento y pasar un tiempo junto. Y tú, qué cuentos nos recomiendas?

EXCURSIÓN A LA FONT ROJA: UN VIAJE AL OTOÑO

EXCURSIÓN A LA FONT ROJA: UN VIAJE AL OTOÑO

Llega el otoño. Nos lo indica la luz: los días se acortan y tendemos a recogernos en nosotros mismos, en viajar a nuestro interior. Nos apetece quedarnos en casa, leer en el sofá, ver alguna película… Pero nosotros vivimos en Alicante y aquí el otoño sólo se insinúa. Las temperaturas bajan, aunque cada vez menos. Y ahora es cuando empieza el mejor momento del año para salir a la montaña y hacer alguna excursión junto al mar. Este fin de semana es perfecto para dar un paseo por los senderos de la Font Roja en Alcoi.

Imagen del macizo rocoso y los bosques mixtos de la Font Roja (Alcoi, Alicante)

Imagen del macizo rocoso y los bosques mixtos de la Font Roja (Alcoi, Alicante)

¿Cómo sentir el otoño en un lugar semidesértico como la provincia de Alicante? Tenemos pocos bosques pero en la zona norte, en sus estrechos valles, aún se conservan enclaves preciosos en los que recorrer las reliquias del bosque mediterráneo. Uno de los lugares más cercanos a la capital es el Parque Natural de la Font Roja que pertenece a la red de espacios protegidos de la Comunidad Valenciana.

Merendero en el parque natural de la Font Roja (Alcoi, Alicante)

Merendero en el parque natural de la Font Roja (Alcoi, Alicante)

Empezamos nuestra excursión por la ruta amarilla circular junto a la fuente que hay delante de la ermita del santuario. Esta ruta que recorrer 7 km de la Sierra del Menejador puede hacerse en ambos sentidos. Nosotros preferimos subir por la senda que parte desde el Pla de la Mina en la que es bueno detenerse para aprender algo más sobre los aprovechamientos tradicionales de los recursos naturales: las carboneras y los hornos de cal.

Font Roja 2016

Senda que sube hasta la cima del Menejador a través del bosque (Alcoi, Alicante)

Recreación de una antigua carbonera de carrasca

Recreación de una antigua carbonera de carrasca

La senda sube por dentro del bosque mixto de la umbría. Merece la pena detenerse de vez en cuando a observarse las diversas especies vegetales que definen el mosaico del rico bosque mediterráneo: carrascas, quejigos, fresnos, arces, murillos, madroños, etc. Todo un espectáculo para los sentidos. Además, los diversos miradores permiten admirar las preciosas vistas del valle, de la Sierra de Mariola y el Montcabrer.

Señalizaciones a lo largo del recorrido

Señalizaciones a lo largo del recorrido

La subida por este sendero es de algo más de un kilómetro y después se llega a la pista forestal. A pocos metros llegamos al depósito de agua y desde allí se sube un tramo de 500 metros más hasta la cumbre del Menejador (1.356 m.s.n.m.) en pocos minutos. Las vistas de la Foia de Castalla y del Comtat són espectaculares y permiten contemplar la mayor parte de las cumbres de la provincia: Maigmó, Penya Roja, Cabeço, Montcabrer…

Paneles que informan de las particularidades del parque

Paneles que informan de las particularidades del parque

La pista nos devolverá hasta la zona de aparcamiento por un camino de unos 5 km que nos irá descubriendo pequeñas sorpresas. La primera es el pozo de nieve de 2.200 m3 de capacidad que podríamos calificarlo de monumento histórico. En las cavas o pozos de nieve nuestros antepasados crearon toda una industria para la fabricación del hielo a partir de la nieve que recogían de estas montañas y que acumulaban en el interior de estos enormes pozos con un gran esfuerzo. La nieve se acumulaba en invierno porque antaño las nevadas eran copiosas y, en primavera y verano se sacaba en grandes bloques que después se transportaban por la noche para ser llevados a diversos puntos de la región.

El tejo centenario sobrevive junto al Mas de Tetuan

El tejo centenario sobrevive junto al Mas de Tetuán

Seguimos nuestro camino y llegamos al Mas de Tetuán, casi derruído. Vestigio de lo que fue otra época en la que las masías estaban a pleno rendimiento y muchas familias vivían en esta sierra. Destaca el tejo centenario que está pasando malos momentos por la sequía que sufre nuestras montañas en los últimos años.
De regreso al centro de interpretación no dudéis en visitar el museo. Es un lugar agradable para aprender más sobre nuestros bosques. La exposición de fotos 3D es preciosa y un disfrute para los sentidos. Actualmente hay además otra exposición sobre los valores del bosque que merece muchísimo la pena.

Exposición sobre los bosques en el centro de interpretación

Exposición sobre los bosques en el centro de interpretación

Maqueta de un pozo de nieve en el museo

Maqueta de un pozo de nieve en el museo

Y así terminamos una mañana perfecta tras la excursión y la visita al museo. Ahora es el momento de elegir una mesa en el merendero y aprovechar para conversar mientras nuestros hijos siguen jugando incansables… Feliz otoño alicantino a todos!

CONSEJOS PRÁCTICOS
El acceso al centro de interpretación es fácil por la carretera que pasa por el polideportivo municipal de Alcoi (CV-797). Hay una buena zona de aparcamiento y aseos recién remodelados.

Con autorización previa se puede acampar y disfrutar del entorno cuando ya no queda nadie.

La ruta amarilla puede hacerse cómodamente en 2 horas y 30 minutos. Es recomendable llevar agua y algo de almuerzo para reponer fuerzas mientras se admiran las vistas desde el Menejador.

Este es el enlace del Parque Natural de la Font Roja en el que podrás disponer de toda la información necesaria para cualquier tipo de excursión este otoño o a lo largo de todo el año.

Para acampar puedes informarte y pedir permiso en Telféfono de gestión y reservas (Departamento Medio Ambiente. Ayto. Alcoy): 965 53 71 27. También se puede tramitar el permiso por internet en este enlace:
https://sedeelectronica.alcoi.org/ca/generales/areas/medio_ambiente/tramites/tramite_0002.html

Pin It on Pinterest